Consejos para conducir con viento fuerte

La bajada brusca de temperaturas que se ha notado estos días, especialmente en la provincia de Alicante, ha  venido acompañada de rachas de viento fuerte, lo que dificulta hacer con comodidad muchas acciones cotidianas como conducir.

Cuando estás al volante es precisamente cuando tienes que tomar las suficientes precauciones para evitar que una distracción, o una mala maniobra, a causa del aire que sopla fuerte provoque que tengas un accidente.

Consejos para una conducción segura

Estos son algunas recomendaciones  que debes seguir para evitar un buen susto en la carretera

Reduce la velocidad para conducir con viento fuerte

Si notas que el coche balancea de un lado para otro, desacelera. Las sacudidas del viento se notan en la dirección y en la suspensión, haciendo que sean muy evidentes las sacudidas del aire dentro del habitáculo. Además, pueden hacerte perder la trayectoria normal del coche.

Con una velocidad reducida se pueden controlar mejor los bandazos del coche y mantener la dirección de forma más suave.

No vayas pegado al coche de delante

Deja una distancia prudencial de seguridad, más aún cuando el vehículo delantero sea de grandes dimensiones, como un camión o un remolque.

Y si vas a adelantarlo, es mejor que te quites esa idea, porque al pasar por su lado, aunque se produce un efecto pantalla que amortigua el viento, cuando lo pasas el golpe de viento es más fuerte, pudiendo provocar un bandazo fuerte que haga peligrar la estabilidad de tu coche.

Precaución en carretera montañosa

Especialmente por los posibles desprendimientos de roca. Y si ha nevado, mayor precaución todavía porque el suelo desliza, por lo que las posibilidades de perder el control del coche se acrecientan.

Fuerza al volante

Sujétalo con fuerza y realiza movimientos suaves, ya que puedes perder el control de la dirección si haces giros o doblas con brusquedad.

Conduce con marchas cortas

Así podrás mantener con más firmeza la trayectoria del vehículo.

Coche conduciendo con viento fuerte y nive

 

Cuidado con el viento racheado

Este viento fuerte suele venir siempre en la misma dirección, lo que a priori no parece un problema cuando conduces. Lo malo es cuando sacude de forma lateral al coche, y lo que es peor, si varía mucho en su intensidad, pasando de ráfagas más a menos fuertes y viceversa.

En este caso hay que reducir la velocidad. También es conveniente observar los árboles que haya junto a la carretera para saber si sopla el viento es más o menos fuerte.

Viento cruzado

Y para evitar las consecuencias de los cambios fuertes de dirección del viento al conducir, no realices movimientos bruscos y trata de corregir los desvíos de trayectoria que puede provocar con movimientos suaves.

 

En definitiva, circular con viento fuerte puede ser peligroso, pero si se conduce con una mínima precaución y, sobretodo, siguiendo estos consejos, no tiene por qué pasar nada al volante.

Desde Petro Alacant, compañía especializada en suministros de carburantes y gasóleos para vehículos y calefacción, recomendamos siempre prudencia ante la carretera, a la que hay que tener el mismo respeto que a la montaña y al mar.

2017-06-23T13:03:58+00:00

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, haga clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies